Exploramos las propiedades del agua: Pescamos cubitos de hielo

5.3K

¿Crees que es posible pescar un cubo de hielo utilizando una pizca de sal y una cuerda? Pues la respuesta es… ¡sí! En el experimento que te proponemos hoy, exploraremos las múltiples propiedades del agua. A través de éste descubriremos cómo se congela y derrite el agua. ¿Empezamos?

Materiales:

  • Recipiente con agua
  • Cubitos de hielo
  • Sal
  • Hilo grueso

Instrucciones:

  • Introduce los cubitos de hielo en el agua.
  • Coge el hilo y colócalo sobre uno de los cubos de hielo, asegurándote de que esté en contacto con el hielo. Cerciórate de que ambos extremos del hilo sobresalgan por los bordes del recipiente.
  • Añádele un poco de sal al hielo y espera entre 1 y 5 minutos.
  • Sostén ambos extremos del hilo y “pesca” el cubo de hielo del agua.

¿Por qué sucede esto?

Cuando los cubos de hielo están en el agua ocurren muchos cambios a nivel molecular: algunas de las moléculas del hielo consiguen energía suficiente para derretirse mientras que otras de las moléculas del agua líquida pierden energía y se congelan.

De esta manera, cuando se le añade sal al cubo de hielo, el punto de congelación disminuye porque el agua salada tiene menos moléculas de agua disponibles, por lo el hielo empieza a descongelarse ligeramente. Así, el hilo se va introduciendo dentro del hielo.

Sin embargo, cuando la sal empieza a disolverse en el resto del agua, el punto de congelación vuelve a subir y el agua se congela alrededor del hilo, lo que permite que pueda levantarse sin que se caiga el cubo de hielo.

boboliland

Discovery magazine

Close
Copyright© Star Textil 2020
Close