Crea una divertida carrera de canicas con materiales reciclados

1.5K

En el departamento de Marketing de boboli ya tenemos una edad. Cuando éramos pequeños nos encantaba jugar con nuestros amigos a hacer carreras de canicas con bloques y su propia pista. Por eso, pensando en el post de hoy, hemos decidido enseñarte a hacer un recorrido para jugar con canicas con materiales reciclados. Mola, ¿verdad?

Materiales:

  • Tijeras
  • Platos de papel, de los que tienen bordes que se enroscan
  • Tubos de cartón resistentes, como los de los envases de papel de aluminio
  • Washi tape o rotuladores
  • Cinta adhesiva
  • Base de cartón, como la tapa de una caja de reparto de pizza
  • Tapas grandes de alimentos, como la de un tarro de mantequilla de cacahuete, y una tapa pequeña de bebidas, como la de una botella de refresco o un cartón de leche
  • Canicas
  • Pistola de cola caliente

Pasos a seguir:

1. Prepara las piezas. Con unas tijeras, corta el borde curvo de un plato de papel para crear un trozo de pista curvo. Corta un tubo de cartón por la mitad para crear una pieza de pista recta para el final. Corta unos cuantos tubos de diferentes longitudes para utilizarlos como torres para aguantar la pista. Decora los tubos con washi o cinta adhesiva de colores o con rotuladores. ¡Lo que más te guste!

2. Haz un diseño. Utiliza cinta adhesiva para pegar temporalmente las torres de soporte de cartón a tu base de cartón. A continuación, pega las piezas curvas y rectas de la pista a las torres de soporte. Prueba con diferentes alturas hasta que encuentres un recorrido que te guste.

3. Añade un final divertido. Haz una bajada para que tu canica caiga por ella. Haz que la pista curva termine frente a la tapa de plástico. La canica caerá sobre la tapa, a través del agujero, y sobre la última pista. Para la foto de arriba, se ha pegado un tapón de leche en el centro de la tapa para que la canica tenga que rodar antes de pasar por el agujero.

4. Prueba la pista. Si tu canica sale volando de la pista, ralentiza la velocidad haciendo que la pendiente de la pista sea menos pronunciada. Para ello, utiliza torres de cartón más cortas o torres de cartón de altura similar. Si tu canica va demasiado despacio, haz el recorrido más inclinado con torres de cartón más altas.

5. Pega el circuito. Una vez que tu pista esté funcionando, retira la cinta adhesiva y pega las piezas en su sitio. Pide a un adulto que te ayude con la pistola de cola caliente. Para asegurarte de que la altura de la pista no se desplaza, haz una prueba con una canica a medida que avanzas.

boboliland

Discovery magazine

Close
Copyright© Star Textil 2020
Close